Iluminación natural. Qué es, dónde y cómo se implementa

La iluminación natural es muy utilizada en hogares, oficinas y comercios debido a los beneficios que aporta en la concentración, efectividad y ahorro energético. Pero al querer implementarla es muy común que aparezcan dudas sobre sus características, como se aplica o donde se puede usar.

Para añadir la iluminación natural a un espacio, se deben conocer sus características y requisitos, si se quiere aplicar de forma óptima. Un mal uso de este tipo de luz puede afectar la visión en el área si es insuficiente, lo que podría producir dolores de cabezas o entorpecer las actividades diarias.

La iluminación natural se obtiene permitiendo acceso a la luz solar o de luna, a una zona mediante el uso de ventanas, tragaluces, claraboyas y dispositivos de redireccionamiento o proyección solar. Estos se usan para iluminar de forma directa o a través de reflexión interna o externa.

¿Qué es la iluminación natural?

La luz natural es aquella que se agrega en interiores y exteriores mediante el uso de luz natural siendo la más utilizada la luz del sol, aunque hay otras fuentes de iluminación natural como la luz de luna, el fuego y los relámpagos.

Esta iluminación introduce de forma eficiente la luz natural del sol o la luna en viviendas, oficinas o negocios utilizando aberturas o sistemas de acristalamiento exterior (ventanas, tragaluces, claraboyas, etc.) para iluminar una estancia. El uso de este tipo de iluminación reduce en un 20% la necesidad de luz artificial, lo que contribuye con el ahorro del consumo energético.

El uso de la luz natural otorga beneficios en la salud aumentando en un 55% los efectos no visuales como la disminución del estrés y el insomnio, estimula la producción de vitamina D, reduce la presión arterial mediante la alteración de los niveles del óxido nítrico en la sangre y mejora el estado de ánimo. Un estudio realizado por la universidad de Lancaster también demostró que la iluminación natural mejora en un 15% la creatividad y un 6% el rendimiento.

Este tipo de iluminación se combina bastante bien con otros tipos como la general, decorativa o de acento. Se suelen utilizar en conjunto, por ejemplo, para potenciar zonas donde no es suficiente la luz natural o para fines decorativos.

Luz natural a traves de claraboyas
Luz natural a través de claraboyas

Temperatura de color e intensidad en la iluminación de tipo natural

La temperatura de color y la intensidad son factores importantes al usar cualquier tipo de iluminación artificial y no es diferente con la iluminación natural. La temperatura de color en este caso, varían según las diferentes horas del día, estaciones del año y los cambios climáticos.

La iluminación natural al ser dinámica cuenta con varios tipos de temperatura de color, como por ejemplo la luz solar directa, que tiene unos 5.300 grados Kelvin. La luz de un día nublado esta sobre los 6.500 grados kelvin y la luz de luna que refleja la luz del sol ronda los 4.300 grados kelvin.

En cuanto a la intensidad en la iluminación natural estas varían según la fuente de luz y diferentes etapas del día y/o condiciones climáticas. En la siguiente tabla se pueden apreciar los diferentes valores orientativos de intensidades y temperaturas de color según las variantes mencionadas (Intensidades medidas en luxes, en un plano horizontal y a una altura de 0,70 metros del suelo):

EstanciaIntensidadColor
Luz del sol a mediodía (min)32.000 lux5.300K
Luz del sol a mediodía (máx)100.000 lux5.300K
Luz del sol día nublado1.075 lux6.500K
Salida y puesta del sol600 lux6.000K
Luna creciente o menguante0,01 lux4.000K a 6.000K
Luna llena (despejado)0,26 lux4.000K a 4.300K
Luna llena (gran altura)1 lux4.000K a 4.300K
Luna nueva (nublado)0,0001 lux3.200K a 7.000K
Luna nueva (despejado)0,001 lux3.200K a 7.000K

Características de la iluminación natural

Este tipo de iluminación cuenta con varias características interesantes que la hacen una gran alternativa a implementar en diferentes estancias del hogar, trabajo o comercios. Una de las características de esta iluminación es que no genera consumo eléctrico en lo absoluto.

Como hemos visto en puntos anteriores es una iluminación dinámica, ya que varía según diferentes horas del día (amanecer, mediodía y atardecer), las estaciones del año (primavera, otoño, invierno y verano) y las condiciones climáticas (soleado o nublado).

Se puede emplear en las estancias de forma directa, indirecta y/o difusa para controlar la potencia o el estilo de la luz natural que se necesite.

La luz natural cuenta con un índice de reproducción cromática de 100 por lo que se obtiene mejor resolución de los colores en las áreas y objetos.

Es un tipo de luz que se combina de manera efectiva con otros tipos de iluminación como la general cuando la luz del sol no es suficiente para dar claridad a una estancia o la decorativa para dar toques únicos combinándola con accesorios como persianas, aberturas con diseños (estrellas, círculos, cuadros, lunas, etc.) o tragaluces.

reflejo de la luz natural en el suelo de una habitación
Reflejo de la luz natural en el suelo de una habitación

Como implementar la iluminación natural

En un uso de iluminación natural eficaz, se admitirá la luz natural, pero se evitará la entrada de luz solar directa en las superficies y en los ojos de los ocupantes de una estancia. La iluminación natural puede provenir de 3 fuentes diferentes:

  1. Luz solar directa: es cuando se aplica la luz del sol directamente en la estancia sin ningún accesorio de por medio.
  2. Reflejo Interno: es cuando se aplica mediante el reflejo de la luz natural en techos, paredes internas y suelos. También es importante la textura en la zona; las superficies brillantes, mates o satinadas permiten que la luz brille y rebote mucho. Cuanto más rebote hay de la luz natural, más iluminación se genera en el espacio interno.
  3. Reflejo Externo: se aplica por medio del reflejo exterior de edificios adyacentes, superficies de suelos y repisas de luz. Se debe controlar el reflejo de luz para que no sea excesivo, ya que podría ocasionar deslumbramientos.

Un factor relevante en la iluminación natural es que funciona de forma más efectiva cuando se aplica en texturas de color blanco o en su defecto colores claros, ya que reflejan más luz natural. Otro punto importante es que si la estancia cuenta con muebles o estantes altos estos deben colocarse pegados a las paredes para que no generen sombras que absorban luz y afecten la iluminación.

Relacionado: ¿Pueden las luces LED alimentar paneles solares?

Uso de ventanas en la iluminación natural

Son el accesorio de iluminación natural más utilizad. Su implementación suele hacerse en fases de diseño y/o rediseño de las estancias, para poder controlar y corregir de manera eficiente el flujo de luz natural que obtendrá el lugar.

Uso de tragaluces tubulares solares

Estos accesorios permiten el ingreso de luz desde el techo mediante la absorción de luz natural que luego es reflejada por un tubo hacia la instancia que se desea iluminar.

Uso de claraboyas en la iluminación natural

Es un accesorio de iluminación natural que se utiliza en techos. También pueden hacer la función de ventanas, para absorber la luz del sol y reflectarla dentro de un área. Estas pueden ser fijas o con diferentes tipos de aperturas como la de husillo, telescópica, electrónica normal y electrónica con sensor.

Cuentan con variedad de formas (rectangulares, cuadradas, circulares, triangulares) materiales (fibra de vidrio, vidrio templado y laminado, resinas de poliéster, espuma de poliuretano, policarbonato, aluminio, etc.) y tamaños (pequeños, medianos y grandes).

Al utilizar claraboyas con aperturas se debe tener en cuenta que también funcionan como sistema de ventilación. En climas fríos podría ser contraproducente abrirlos, por otro lado, sería beneficioso abrirlos en climas calurosos.

Accesorios reflectantes en iluminación natural

Los accesorios reflectantes son aquellos que toman la luz solar y la redirigen al techo para iluminar el espacio. En este renglón tenemos a los elementos horizontales conocidos como estantes de luz y las persianas.

Accesorios de protección en iluminación natural

Son accesorios que se utilizan para controlar la intensidad de la luz solar que se permite en una estancia y así reducir deslumbramientos. Entre estos dispositivos están las persianas, cortinas, parasoles, toldos, postigos, lucernarios y voladizos.

Dónde se puede utilizar la iluminación natural

En la actualidad la iluminación natural es utilizada en muchas estancias del hogar, trabajo y comercios gracias a la variedad de accesorios para este tipo de luz que facilitan su aplicación.

Uso de iluminación natural en salas de estar y recibidores

Las salas de estar y recibidores son zonas bastante utilizadas con iluminación natural implementada con el uso de ventanas o paredes de cristal principalmente, combinada con iluminación general y/o luces de acento para realzar objetos o texturas.

La sala de estar es un área utilizada para la recreación, entretenimiento, por lo que la luz natural puede resultar beneficiosa en la mayoría de estas actividades, al mantener estimulado al cuerpo. Las actividades de descanso y relajación no serían muy beneficiadas con la luz natural.

Uso de iluminación natural en dormitorios

La iluminación natural se puede aplicar en dormitorios mediante ventanas y claraboyas, controlando la luz mediante persianas o cortinas que permitan obtener una iluminación suave que incentive el descanso.

Si se quiere un dormitorio totalmente oscuro por las noches entonces la claraboya no sería una buena opción, ya que es difícil colocarle una cortina o persiana a una claraboya situada en el techo por lo que la luz de luna filtraría a la habitación mediante el tragaluz.

Uso de iluminación natural en cocinas

En las cocinas se utiliza luz natural mediante ventanas, claraboyas y tragaluz tubular solar que permiten iluminar de forma clara esta área del hogar. Al poseer buen índice de reproducción cromática reproduce los colores en la cocina de manera excelente. Sin embargo, se debe complementar con luces de acento o focalizadas para realizar actividades como el corte de alimentos.

Uso de iluminación natural en baños

Los baños son un buen lugar para utilizar la iluminación natural mediante claraboyas con aperturas que además permitan ventilar estas áreas. También son frecuentes los tragaluces tubulares solares en techos para una iluminación amplia con luz artificial.

Uso de iluminación natural en pasillos

Para los pasillos también se utiliza luz natural que permiten visualizar de manera óptima mientras se transita de un lugar a otro. Los accesorios que más se utilizan para la iluminación de pasillos son techos de vidrio templado o laminado, claraboyas y tragaluces tubulares.

Uso de luz natural en oficinas

Conociendo los beneficios que aporta la luz natural con respecto a la salud, la concentración, creatividad y el rendimiento la hacen una gran opción para utilizarla en oficinas. Esto ayudará a la realización de las actividades diarias en las oficinas.

Se suele implementar a través de ventanas o paredes de cristal, vidrio templado o laminado. También se complementa con lámparas de mesa para luz focal y luces generales.